Superar los nervios en la primera cita es posible

La primera cita es siempre un momento especial, a todos los niveles. ¿Qué ropa ponerse para causar buena impresión? ¿Qué temas de conversación no deberías sacar en la primera cita? ¿Cómo parecer natural y, al mismo tiempo, mostrar interés por la otra persona? Estas son algunas de las dudas que surgen ante un evento tan especial pero, por encima de todas ellas, hay un tema fundamental: ¿cómo superar los nervios en la primera cita y afrontarla de manera tranquila? Deja que te demos algunos consejos…

Superar los nervios en la primera cita pasa, ante todo, por tener las ideas claras

Estos son algunos puntos clave que deberías trabajar antes de la primera cita, para ir mentalizado/a  y dispuesto/a a “darlo todo”:

  • No crees expectativas excesivamente altas y vive el momento. Ante todo, se trata de una primera cita, nada más, ¿verdad? Quizá vayas a conocer en ella al futuro hombre o mujer de tu vida… o quizá no. ¿Qué importa eso ahora? Tómatelo como lo que es, una cita para conocer a alguien interesante. Lo que tenga que venir, vendrá, no te agobies por ello.
  • Disfruta de la cita, sin complicaciones. Así es, disfruta del entorno, del paisaje, de la cena… y, de paso, si surge una buena conversación con la otra persona, mucho mejor. ¿Cuánto tiempo hacía que no tenías una ocasión así? Es un momento mágico, disfrútalo y verás como superar los nervios en la primera cita no es tan difícil.
  • Viste como a ti te guste y sé natural. No pienses tanto en “¿qué le gustará más?”, sino en arreglarte para esa primera cita de la forma que a ti más te guste. Sentirte cómodo/a con la ropa que llevas es un factor importante para tener confianza y estar a gusto en esos primeros momentos.
  • Sé natural en la conversación y no la fuerces. No necesitas hablar de tus virtudes, ni representar ningún papel. Ni siquiera necesitas hablar más de lo necesario, de manera forzada, para no parecer tímido/a. Tan sólo sé natural. La otra persona quiere conocerte a ti, no a una imagen o un papel de algo que no eres.
  • No tomes decisiones precipitadas. Puede que la otra persona te guste a simple vista, o todo lo contrario, no “entre con buen pie”. Pero no tengas prisa. Date tiempo para conocerle y escúchale. Interésate por su historia, por saber más acerca de él o ella. No necesitas decidir nada en esa primera cita. Eso te quitará mucha presión.

Si tienes en cuenta estos consejos, superar los nervios en la primera cita será mucho más fácil. Y siempre puedes recurrir a tus propios trucos para estar tranquilo/a en esos momentos. Pero sobre todo, disfruta y no te compliques la vida. Lo que tenga que pasar, pasará.

 

 

CompartirShare on FacebookTweet about this on Twitter