Entrevista a Carmen Barrio, Directora de Expansión Unicis, en Cantabria Negocios

A continuación compartimos el  texto de la entrevista a Carmen Barrio publicado en la revista “Cantabria Negocios”, sobre la franquicia Unicis y su modelo de negocio.

Carmen barrio, directora de expansión de Unicis en España, la agencia matrimonial creada en Francia en 1973 y considerada una de las empresas pioneras en el negocio de las franquicias: “En Cantabria somos muy poco emprendedores. Y es una pena, porque cuando alguien da el paso los resultados son espectaculares”, asume esta reinosa que, desde hace 6 años, se dedica desde su despacho en la santanderina calle Cuesta a extender la enseña por todo el territorio nacional.

La empresa, con sede central en Santander y a la que Barrio prefiere referirse como agencia matrimonial “porque en este negocio lo realmente importante es el tema sentimental”, explica, fía gran parte de su éxito a una atención profesional presencial, siempre en horarios de apertura comercial y en despachos ubicados en los centros de las ciudades, a todas aquellas personas que desean encontrar pareja.

En seis de cada diez casos, se trata de hombres y mujeres – la proporción es prácticamente igual- de entre 35 y 65 años de edad, con un nivel sociocultural medio, que simplemente quieren enamorarse. “Son personas que se sienten sentimentalmente libres, muy motivadas y a las que no les gusta esconderse detrás de un alias en Internet o en las redes sociales” enfatiza.

Unicis, un modelo de negocio que su directora de expansión asegura que está “probado, aunque no garantizado”, cuenta actualmente con una veintena de franquicias, a las que antes de fin de año se sumarán otras cinco en Logroño, Zaragoza, Cádiz, Madrid y Barcelona. Su objetivo es mantener ese ritmo de aperturas en los próximos años.

Barrio expone que los servicios que prestan no pueden considerarse ni caros ni baratos. “Nosotros ayudamos al destino. Y trabajamos para conseguir un fin; unos lo alcanzan antes y otros después”, subraya antes de precisar que sus clientes, que abonan una única “prima de relaciones”, consiguen pareja en un 50% de los casos. “Nos gustaría tener el fichero a cero, pero ahora tendremos alrededor de unos 500 clientes a la espera de encontrar su media naranja”, matiza.

Unicis, un modelo de negocio que Barrio asegura que está “probado, aunque no garantizado”, cuenta con una veintena de franquicias, a las que antes de fin de año se sumarán otras cinco en Logroño, Zaragoza, Cádiz, Madrid y Barcelona. “Nuestro propósito es abrir cinco franquicias nuevas al año. Queremos hacer una expansión sostenible”, aclara Barrio antes de explicar que “el amor es una actividad empresarial seria”.

“El franquiciado es una empresa independiente de la central, con el que firmamos un contrato mercantil por un periodo de cinco años, en los que le ofrecemos una zona de exclusividad y todo nuestro know how”, explica esta mujer de amplia sonrisa. A cambio, debe abonar un canon inicial de 9.500 euros y aportar un 5% de su facturación mensual en concepto de royalties.

De cara al próximo año, Barrio se ha marcado un ambicioso calendario con nuevos proyectos, entre los que destaca abrir una marca vip dentro del grupo para clientes de alto poder adquisitivo, poner en marcha una escuela de formación para emprendedores que deseen montar su propia empresa o conseguir el certificado de calidad otorgado por el grupo OCA.

CompartirShare on FacebookTweet about this on Twitter